- 8 -

Contra los derechos de las mujeres

Si algo ha caracterizado el final del siglo XX y el inicio del XXI ha sido la lucha de las mujeres por la igualdad y contra la violencia machista. Una violencia que en 2018 se cobró la vida de 47 mujeres asesinadas por sus parejas o ex parejas en España; desde 2003 son ya 974. Pero la lucha de las mujeres por la igualdad tiene otros componentes: la mujer ha ocupado tradicionalmente el lugar más bajo de la escala social, y así, la lucha feminista es también oposición a la segregación en el mercado laboral, reclamación de salarios en igualdad con los hombres, asunción de responsabilidades en el mundo del trabajo… En resumen, un movimiento que reclama tener las mismas oportunidades y los mismos derechos.

Buena parte de la extrema derecha quiere acabar con este movimiento  y  sus conquistas.   Es hostil  a  la igualdad  de

 

 

género. Interpreta que no se trata de una lucha por la igualdad sino de una “ideología” que pretende una “dictadura de género” y, a la vez, discrimina a los hombres y atenta contra sus derechos. En consonancia con ello, acusa al movimiento feminista de postular un discurso de odio hacia el hombre. La extrema derecha propone sustituir las leyes de violencia de género “por una ley contra la violencia intrafamiliar”. Pide también suprimir las subvenciones a las organizaciones feministas. En el colmo del disparate, la ministra de Familia de Brasil quiere a los niños vestidos de azul y a las niñas de rosa. Estamos en presencia de un rearme patriarcal que pretende acabar con los derechos a la igualdad de las mujeres y sus deseos de construir una sociedad más justa para todas las personas.